Si quieres innovar, apuesta por el e-Learning

e-Learning
Fuente: www.pixabay.com

Imaginemos un pequeño centro de formación de una ciudad cualquiera y de un barrio cualquiera. Imaginemos también que con la complicada coyuntura económica realiza un gran esfuerzo por cubrir gastos. Y que además, necesita urgentemente una alternativa innovadora en el proceso de enseñanza-aprendizaje.

O quizás eres dueño de una empresa y necesitas capacitar a tus empleados en un nuevo procedimiento o en el desarrollo de alguna competencia.

La implantación del e-Learning, puede aportar varios beneficios en este sentido. Tales como:

1. Continuidad en el aprendizaje.

Sabemos con conocimiento de causa, que las horas de clase siempre resultan insuficientes. Y también sabemos que nuestro cerebro no entiende  por qué los martes de 11,00 a 12,00h tiene que amoldarse para estar atento a la clase de chino mandarín. Sin embargo, si además de las clases presenciales ofrecemos a los alumnos la posibilidad de continuar su aprendizaje a lo largo de toda la semana, fuera del aula y fuera de un horario prefijado, con total seguridad el aprendizaje sería más vivencial y experiencial.

O en todo caso, ¿por qué se tiende a separar la formación del puesto de trabajo? La mejor opción para un empleado es recibir esa formación en horario laboral y desde el mismo puesto en el que trabaja, de manera que la aplicación de lo que aprende sea inmmediata.

En ambos casos, el aprendizaje no conformaría una actividad aislada que se realiza dos veces en semana, sino una actividad diaria totalmente integrada en la cotidianidad y por consiguiente, mucho más significativa.

2. Aprender con los demás y de los demás.

Es fundamental entender que nadie se descubre solo, que siempre necesitamos de los demás. Cuando aprendemos, siempre es más enriquecedor si se dá de manera colaborativa dentro de un grupo. El e-Learning bien entendido, diseña actividades de este tipo y sigue las líneas de una metodología didáctica que cede su protagonismo a la inteligencia colectiva del grupo de clase, que se centra siempre más en el proceso de aprendizaje, y mucho menos en el de enseñanza.

3. Mayor interacción y comunicación.

Por consiguiente de lo anterior, los alumnos están motivados a buscar soluciones, a investigar, a resolver casos. En definitiva, se les predispone a una mayor comunicación y a una interacción en un doble sentido: entre ellos mismos, y entre cada alumno y los contenidos.

4. El Conocimiento como ventaja competitiva.

De lo anterior, se deduce que quizás nuestros alumnos terminen aportando soluciones diferentes a las que esperábamos, o lleguen a buen puerto siguiendo otra ruta diferente. O sencillamente, aprendan lo que necesiten. Ese debe ser el objetivo de cualquier acción formativa: Aprender y crear Conocimiento. Aún cuando los alumnos busquen aprobar, debemos ofrecer Aprendizaje. Si aprenden, además aprobarán.

5. Globalización.

Seguro que no es la primera vez que algún posible alumno de una provincia próxima se ha acercado a tu centro a solicitar información y se ha ido con las manos vacías por incompatibilidad de horarios y pérdida de tiempo en trayectos demasiado largos para acudir a clases presenciales. A través del e-Learning, podemos llegar a más alumnos, de diferentes zonas geográficas y es una gran ventaja competitiva en cuanto nos permite no depender de la economía local de nuestro entorno inmediato y ofrecer nuestros servicios allí donde haya alumnos interesados en adquirirlos. Y seguro que como empresario has valorado lo bueno que sería para tus empledados poder aprender junto a otros compañeros  de otra empresa lejana geográficamente, pero con la que poder establecer colaboraciones.

Sin embargo,  no podemos olvidarnos de citar los mínimos requisitos básicos y necesarios para que la implantación del e-Learning en un centro de formación o en una empresa, sea efectiva:

  • Debemos ser conscientes y conocer el mundo 2.0. Es importante tener una presencia activa en las Redes Sociales o incluso poder desarrollar alguna actividad formativa en alguna red, compartir nuestros avances, aportar valor a nuestros seguidores, conversar con ellos. En definitiva, compartir nuestro Conocimiento. Es muy difícil que un profesor o tutor sepa transmitir y comunicar en un entorno virtual de aprendizaje, si está desconectado de la realidad social y de la interacción que se produce en el mundo digital.
  • Formación y capacitación de los docentes en habilidades sociales, comunicativas y de tutorización en entornos virtuales de aprendizaje, así como en herramientas tecnológicas para hacer más atractiva la presentación de contenidos. Ser expertos en la materia que se va a impartir, no es suficiente.
  • No implantar sólo Tecnología pues ésta sólo es un medio. Sigue siendo necesario una metodología didáctica que respete los principios sobre la manera de aprender en Internet.

¿Qué más razones aportarías para implantar el e-Learning en un centro de formación o en tu empresa? ¿Qué otros requisitos serían necesarios?

Un abrazo 😉

María Eugenia de la Cruz Palacios.

@NubeDidáctica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *